Nabaizaleok / Iritzia

Nabaizaleok@wordpress.com

Hasiko al dugu elizaren kontra gurutzada taxuz?

Begien aurrean dut zuriz jantzitako gizonkote hori. Begien azpian begizulo handiak ditu. Lan asko egiteagatik izan daiteke; disgustuek eraginda edo, bizitzak eman ezin izan dizkion pozengatik.

Gizon hau jende askoren miresmeneko omen da eta Erroman bizi da, Vaticanon hain zuzen ere. Ratzinger du izena eta pederastiaren mamua atzetik dabilikio orain bai eta gero ere bai. Irlandatik hasi, Alemaniatik jarraitu, Vienako haur kantariak, Loiolan ondotik, Txilen ere bai, Milwaukee-n orain; bazter guztietatik. Sigue leyendo

abril 1, 2010 Posted by | Aitziber Sarasola | , , , , , | Deja un comentario

Desvergüenza nacional

No sé bien a qué parada circense asistió el cineasta Luis Berlanga para rodar su película Escopeta nacional, aunque lo sospecho: varios números sucesivos o una sesión continua de la desvergüenza nacional que no cesa, en la que los chorizos salen a flote y son celebrados como listos de reparto. Es posible que no hagan más que lo que les gustaría hacer a muchos. El público siempre está dividido entre el aplauso feroz y la no menos feroz petición de picota.

Los chorizos de Berlanga, ridículos al cabo, tras el parapeto de su estamento social, ya epigonales, salvo que nos asomemos a las cacerías dominicales de Toledo o Extremadura, resultaban inocuos y hasta divertidos, si los comparamos con los que fueron apareciendo luego, en las postrimerías del felipismo (que sólo los interesados han olvidado) y en el sistema de pesebrismo ideológico del aznarismo y sus parientes regionales, el de las plumas vendidas y los cambios ventajosos no de destino, sino de chaqueta.

El encogimiento de hombros y el cabreo sordo, que no va a ningún lado, por parte de un público ya astragado de empujones, acompaña la noticia de la salida de la cárcel de Luis Roldán, omnipotente director de la Guardia Civil, por haber cumplido su pena, lo que no sería noticia alguna, pero con su fortuna personal prácticamente intacta, lo que sí lo es, aunque no concite comentario alguno. ¿Para qué? El derrotismo entreguista. Y lo peor es que eso se sabía desde antes de que se celebrara el juicio. Sigue leyendo

marzo 1, 2010 Posted by | Miguel Sánchez-Ostiz | , , , , , , , , | Deja un comentario