Nabaizaleok / Iritzia

Nabaizaleok@wordpress.com

José Antonio Aguirre, mito y memoria

Ludger Mees en El País


Se cumplen 50 años del fallecimiento del primer ‘lehendakari’ vasco. El recuerdo del hombre que pretendía construir la nación vasca entre diferentes, sin frentismos ni exclusiones, aglutina a todo el espectro político

La vida de José Antonio se había extinguido para que comenzara la de su recuerdo como símbolo, enseña, mito. José Antonio entraba en la historia”. Con estas palabras concluyó hace 50 años Manuel Irujo su necrológica sobre quien describió como su “mejor amigo”, el primer lehendakari vasco José Antonio Aguirre, tras fallecer este de forma repentina el día 22 de marzo de 1960 al no superar una aguda crisis cardíaca. Irujo, el líder peneuvista navarro, ex diputado a Cortes y ex ministro de la República, había sido una de las personas más cercanas al presidente vasco y conocía a la perfección todos sus gustos y manías. Por su amplia red de relaciones políticas sabía calibrar muy bien no solo la importancia de Aguirre para la colectividad nacionalista, sino también el impacto que había dejado entre todos los demócratas españoles del exilio, así como entre tantos dirigentes internacionales con quien había tratado.

E Irujo estaba en lo cierto. Entre las cuatro definiciones que da el Diccionario de la Real Academia Española para la voz mito, destacan estas dos: “Persona o cosa rodeada de extraordinaria estima” y “Persona o cosa a las que se atribuyen cualidades o excelencias que no tienen, o bien una realidad de la que carecen”. Aguirre es, probablemente, la personalidad en la historia contemporánea vasca a la que mejor se le pueden aplicar ambas definiciones, aunque sin duda más la primera que la segunda. Sigue leyendo

octubre 14, 2010 Posted by | Ludger Mees | , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Liderazgo compartido y resurgimiento nacional

Joxan Rekondo en Aberriberri

 

En el interesante debate que recientemente ha suscitado el colaborador de Aberriberri, Koldo San Sebastián, con su artículo ‘El PNV debe reunificarse cuanto antes’, se ha requerido a alguien de Hamaikabat para que opine respecto del fondo de la cuestión, sobre la necesidad de reactivar la influencia política del nacionalismo ante la sociedad vasca.

Por nuestra parte, algo ya se ha escrito sobre este tema en los últimos meses. De hecho, en los artículos ‘El ejemplo de Agirre’ y ‘Nueva cultura política y desarrollo nacional’ se encuentran, de manera explícita o implícita, muchas de las ideas que caracterizan nuestra opinión acerca de lo que podríamos definir como el resurgimiento del nacionalismo vasco, en el nuevo marco de los desafíos que plantea el siglo XXI.

Básicamente, un problema aceptado por analistas y observadores especializados es la progresiva desvinculación de la sociedad vasca de la actividad política. Este problema es, a su vez, común a las formaciones políticas en general, y presenta una incidencia específica en el nacionalismo. En los artículos citados, damos por conocidas las comunes circunstancias del desacoplamiento global entre la política y la sociedad,  y nos hemos centrado en los problemas de desgaste más propios del nacionalismo vasco, derivados de su propia actividad y decisiones y del alejamiento de la política de la propia sociedad vasca. Sigue leyendo

octubre 13, 2010 Posted by | Joxan Rekondo | , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario