Nabaizaleok / Iritzia

Nabaizaleok@wordpress.com

Dinero y conciencia: ¿A quién sirve nuestro dinero?

Una declaración desafiante para despertar de la conciencia

Como representante de un banco ético cuyo fundamento es la elección de empresas éticas y solidarias donde invertir el dinero, Joan Melé, Subdirector General de Triodos Bank, expone la urgencia de vincular Conciencia y dinero.

 

Borja Vilaseca en El País

Hace más de cincuenta años el psicoterapeuta Erich Fromm se preguntaba: “¿Es necesario producir seres humanos enfermos para tener una economía sana?”. Hoy, el psiconomista Álex Rovira le toma el relevo, atreviéndose a redefinir esta pregunta en el prólogo de Dinero y conciencia, incrementando su nivel de acidez: “¿Es necesario producir seres humanos enfermos para tener una economía enferma?”.

Lo cierto es que más allá de aliviar los síntomas, las reflexiones del banquero Joan Antoni Melé (Barcelona, 1951) promueven acabar con la enfermedad desde la raíz. Y lo hace con un estilo directo y contundente, casi demoledor. No obstante, este ensayo recoge y sintetiza las charlas y conferencias que Melé imparte por toda España, convirtiéndose en una declaración de principios valiente y desafiante en pos del despertar de la conciencia individual.

Después de dedicar más de treinta años de su vida a trabajar en una caja de ahorros, Melé dio el salto en 2006 a la banca ética. Actualmente es el director territorial para Cataluña y Baleares de Triodos Bank, una entidad independiente fundada en Holanda hace 29 años y cuyos pilares corporativos se asientan en la conciencia, la ética y la sostenibilidad.

A diferencia de la gran mayoría de bancos, Triodos Bank no destina ni un euro a la energía nuclear, el tabaco o la industria armamentística. Con el capital de sus clientes promueve la agricultura ecológica, el comercio justo, la cooperación al desarrollo y la tecnología medioambiental.

Fruto de su experiencia, Melé ha constatado que “el dinero es la fuerza motora con la que los seres humanos construimos el mundo”. De ahí que “la economía sea algo tan simple como el tablero de juego sobre el que se producen nuestras relaciones e intercambios”. En palabras de este banquero consciente, “teniendo en cuenta que el sistema de mercado somos todos, si todos cambiamos nuestra manera de pensar, de ser, de actuar y de invertir nuestro dinero, cambiará el funcionamiento y la dirección que tome el modelo económico”.

Y dado el escepticismo y el victimismo imperante, Melé añade: “Esto no es utópico. El Estado, la banca y la industria se mueven a instancias del dinero que manejan los individuos, los ciudadanos, la colectividad. Por tanto, el poder del ciudadano no reside tanto en su voto como en la dirección a la que dirija su dinero, su forma de consumir, de ahorrar y de donar”. En última instancia, “con el uso que hacemos de nuestro dinero estamos definiendo quiénes somos, cuáles son nuestros verdaderos valores, así como cuál es nuestro nivel de conciencia y nuestro grado de responsabilidad personal”.

Para promover el consumo ecológico y el comercio justo, Melé invita a los lectores a que se pregunten de tanto en tanto: “¿Qué compro?, ¿por qué lo compro?, ¿dónde lo compro?, ¿lo necesito o solamente lo deseo?”. En su opinión, “el consumo ciego sirve para cubrir de una manera u otra ese vacío interior que caracteriza nuestra época”.

Melé también reflexiona sobre “las motivaciones del ahorro y la naturaleza del dinero especulativo, que tienen su raíz en el miedo y la codicia de los individuos”. Así, “en la economía especulativa lo único que preocupa al cliente es la rentabilidad que el banco le ofrece por sus ahorros, pero nadie pregunta a su banco a qué destina el dinero que dejará en la cuenta, en la libreta o en fondo de inversión. Por lo menos a mí nadie me lo preguntó jamás en mis 30 años de trabajo en una caja de ahorros”.

Por medio de esta inconsciencia, “se llega a la incoherencia de que tu entidad financiera esté invirtiendo tus ahorros en sectores o actividades con los que nunca estarías de acuerdo, creando una gran paradoja: por un lado te estás manifestando contra la guerra de Irak mientras tus ahorros, sin tú saberlo, están financiando el armamento que se utiliza en ella”.

En definitiva, Dinero y conciencia es una breve pero intensa obra dirigida a mentes curiosas e inquietas que no se conforman con el orden establecido y con ganas de “ser el cambio que quieren ver en el mundo”. –

noviembre 13, 2010 - Posted by | Borla Vilaseca, Joan Melé | , , , , , , , , , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: