Nabaizaleok / Iritzia

Nabaizaleok@wordpress.com

De gestos está hecha la política

Los símbolos y tradiciones, aunque caducos en algunos casos, son elementos que identifican a una comunidad, son los sellos que marcan sus señas de identidad. El devenir del tiempo suele hacer necesario renovarlos para que respondan a las nuevas necesidades, pero cuando surge este momento es imprescindible tener altura de miras para que la alternativa que se aporte contribuya a progresar y no represente un error histórico. Desde que Patxi López fue elegido como lehendakari, precisamente porque su llegada vino precedida de compromisos de cambios en las prioridades, en las políticas y en las personas, sus primeros gestos como primer mandatario de la CAV están siendo interpretados, especialmente desde el análisis simbólico, porque no en vano, el cargo que ostenta así lo requiere. Desde su proclamación, dos hechos han marcado ya una profunda diferencia con respecto a los mandatarios que le precedieron en el cargo y que pueden dar una pista de qué ronda sobre las cabezas que dirigirán esta comunidad.

Por un lado, los cambios en el juramento de ayer en Gernika, acto protocolario y simbólico donde los haya, en el que López dejó claro cuáles serán los pilares sobre los que fijará su mandato: Ejercicio de la ciudadanía, Estatuto y Constitución. Había adelantado ya el nuevo lehendakari que desde su perspectiva de laico no haría referencias divinas en su juramento, algo que generó expectación sin que comentarista alguno se hubiera percatado del error de López al confundir agnosticismo, o acaso ateísmo, con laicismo, como condicionante para establecer la nueva fórmula.

Y ya que se abre el debate sobre la necesaria división Iglesia-Estado, no estaría de más que el debate se ampliara hacia otros gestos, tan simbólicos como el de ayer, como son los juramentos de los ministros y altos cargos del Estado, e incluso hacia la idoneidad de mantener los funerales -católicos- de Estado. La Biblia fue sustituida en la jura de Gernika por un ejemplar de la Constitución, mayoritariamente rechazada por la ciudadanía vasca, y el Estatuto de Gernika, bloqueado en los últimos lustros. Lo simbólico también juega su papel en las preferencias del nuevo lehendakari hacia los medios al haber concedido sus dos primeras entrevistas a dos medios pertenecientes a grandes grupos de comunicación de Madrid. Gestos como éstos marcarán la etapa que ayer arrancó bajo el árbol de Gernika.

DNN

noviembre 11, 2009 - Posted by | Diario de Noticias de Navarra | , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: